Mandatarios, más imaginación: Los Danieles

El sentido común es una de las características que deben aplicar los dirigentes cuando deben tomar decisiones urgentes en bien de la ciudadanía. La pandemia del corona virus ha puesto al desnudo la capacidad gerencial de la mayoría de los alcaldes y gobernadores del país.

Observamos cómo aparecen en un afán de protagonismo escénico por redes como si estuvieran en campaña política. Que entregando mercados, lavando calles, o dictando decretos de orden público. Pero con excepción de los alcaldes de capitales, la mayoría de ellos no han presentado un plan estratégico para afrontar la pandemia de corona virus. La ciudadanía necesita conocer estado del sector de la salud en su municipio o departamento, en cuanto a los hospitales y clínicas públicas y privadas, el número de camas de unidad de cuidados intensivos, número de médicos, especialistas, enfermeras y auxiliares, para poder afrontar la contingencia de prevención y de mitigación en caso de que se presentes casos de Covid 19.

Otro aspecto importante es como van a enfrentar el problema de falta de alimentos de las familias en condición de vulnerabilidad y aquellas de pobreza oculta. Los mandatarios se han dedicado únicamente a solicitar ayudas para conseguir mercados a diestra y siniestra, otros a contratar directamente aprovechando los decretos de emergencia. Pero ninguno ha diseñado un modelo para su entrega y acá quiero sugerirles que mientras la gente no solicite no entreguen.

No se enreden, ojalá se consigan los suficientes mercados para la cantidad de personas que lo requieran. Primero deben identificar las personas que si los necesitan. Para ello es menester habilitar varias líneas telefónicas en donde el ciudadano que lo requiera lo solicite, deje sus datos personales y la dirección y los hagan llegar al lugar de residencia. No solamente para las personas de bajos recursos económicos sino también aquellas familias en pobreza oculta que si acaso poseen un bien, en este momento están sin ingresos ya sea porque son independientes o porque están sin trabajo. Todos los colombianos necesitados requieren la ayuda del Estado. Señores mandatarios esta pandemia apenas comienza y las consecuencias de mortandad y las económicas nadie las pude cuantificar.

JUAN JOSÉ PEDRAZA VARGAS

Asesor- consultor

Related posts

Leave a Comment